En el proceso para que el camarón llegue a su destino, existen varias etapas, entre ellas se encuentran:

  • Siembra
  • Alimentación
  • Cosecha
  • Transporte
  • Conservación
Cada etapa es necesaria para que el producto llegue a su lugar de consumo; una de las más importantes es la extracción del producto de las represas o granjas acuícolas. Esta tarea se realiza con una máquina comúnmente llamada cosechadora de camarón, que cumple el objetivo de extraer y separar al camarón del agua del estanque a través de un sistema hidráulico que no daña el producto, a tal grado que, ni siquiera las antenas del camarón sufren algún daño, cumpliendo con los requerimientos necesarios para la exportación del producto.

El funcionamiento de la cosechadora de camarón es mecánico e hidráulico, es decir, cuenta con una unidad motriz que genera la fuerza hidráulica para que el producto llegue a una bomba comúnmente llamada caracol, esta impulsa agua y producto, sin dañar el producto, lo envía a una tolva donde son separados. El agua se regresa al represo o dren y el camarón cae en contenedores de agua-hielo, en donde muere por hipotermia para después ser transportado al proceso de selección en el área de empaque o procesamiento y de ahí, va hacia los estantes en los supermercados.

Las innovaciones de las cosechadoras SEINMEX, son resultado de arduo trabajo de campo y análisis de problemas, dando la posibilidad de presentar soluciones efectivas en la operación, mantenimiento y efectividad de estas máquinas.

La bomba o caracol con propulsor SEINMEX requieren menos esfuerzo para operar, esto se traduce en menor uso de combustibles.

Además, la naturaleza de la forma del caracol provoca que se tenga más área de contacto con el fluido a manejar, logrando que más producto sea impulsado con menor esfuerzo de la maquinaria completa.

Nuestra cosechadora está hecha de placas sólidas, evitando cavidades donde se pudiera almacenar agua y reduciendo desbalanceos y daños que esto mismo pudiera generar, dando así, más eficiencia a la succión del producto y otorgando más vida útil a los componentes internos, reduciendo los costos por mantenimiento en la bomba o caracol.

Además, el sistema de enfriamiento hidráulico instalado en nuestros equipos SEINMEX se encuentra en un lugar estratégico para evitar derrames, fugas o maltratos al producto. Al tener un sistema efectivo de enfriamiento, el tiempo de vida de la maquinaria se alarga, permitiendo una reducción en costos de mantenimiento.

En SEINMEX, se implementaron marcadores de niveles en el tanque de diésel y de aceite, ayudando a una mejor planeación del uso de estos combustibles y niveles de aceites.

Dentro de los problemas detectados de funcionamiento y operación de estas máquinas, se detectó que la colocación de sus componentes no hacían fácil su mantenimiento, por lo cual, SEINMEX colocó en puntos más accesibles los componentes que requieren más mantenimiento, entre ellos: batería, jalones, tanques, etc. Asimismo, se redujo la operación de la palanca de cambios de tres posiciones a solo una, se implementaron patas telescópicas extendibles (de manera vertical y horizontal) de acero inoxidable, permitiendo tener un mejor control del centro de gravedad de la máquina completa reduciendo el riesgo de que se voltee.

Gracias a estas mejoras en la ergonomía de la máquina, se ha generado una gran efectividad en tiempo de cosecha de un 60% en la extracción.

Los componentes internos de la cosechadora permiten un daño completamente nulo del producto. Si deseas conocer más de nuestros servicios, contáctenos a través de nuestras redes sociales o número de teléfono, ¡con gusto lo atenderemos!